La previsible evolución del pago móvil en España en 2016

Fuente:http://www.expansion.com/economia-digital/companias/2016/02/18/56c352a922601dff118b462e.html

Según el barómetro anual de nuevas formas de pago elaborado por MasterCard, el 10,4% de los clientes digitales (aquellos españoles de entre 24 y 55 años que hayan realizado compras online o pagos contactless en una tienda física en los últimos 6 meses) utiliza el móvil para realizar pagos en tienda física, a través de la tecnología NFC. Estos pagos, que consisten en acercar el dispositivo móvil al terminal o TPV, se han incrementado en 4,2 puntos porcentuales respecto al año pasado. Además, son los más conocidos (63%) y los mejor valorados (34,2%).

Cifras todavía muy bajas que supuestamente crecerán repentinamente con la llegada de Samsung Pay, Apple Pay o Andoid Pay, las plataformas de pago de estos gigantes tecnológicos que vendrán ya instalados en los dispositivos móviles y que permitirán a los usuarios registrar sus tarjetas de crédito y poder pagar en los comercios simplemente acercando el smartphone y realizando una confirmación de seguridad. Samsung Pay es la primera confirmación, pero se espera que este 2016 también sea el año de Apple y Android en pagos moviles.

En España hay más de 50 millones de líneas de telefonía móvil, más que habitantes en el país. Ante este panorama, el uso del teléfono para prácticamente cualquier actividad diaria se antoja necesario.

De hecho, las aplicaciones monedero o ‘wallet’ son las más conocidas por los usuarios españoles. Según el informe de Mastercard, tres de cada cuatro entrevistados han utilizado en alguna ocasión una aplicación tipo walletpara realizar sus compras online. Entre las razones para hacerlo destacan su seguridad (56%), rapidez (25%) y comodidad (24%).

De hecho, en España ya están disponibles aplicaciones móviles diseñadas por los principales bancos del país e incluso las operadoras de telefonía que permiten almacenar las tarjetas y pagar mediante el teléfono. Es el caso de BBVA Wallet, La Caixa pay, Tarjeta Virtual Móvil de Bankinter o Vodafone Wallet.

Por su parte, otro de los medios de pago que se está abriendo camino son los pagos P2P conocidos por un 48,8% y utilizados por el 9% de los encuestados. La aplicación de ING, Twyp es un buen ejemplo de este tipo de pagos móviles entre usuarios, que emplean este tipo de aplicaciones para abonar compras, enviar dinero y compartir gastos.

Se calcula que en 2018 se realizarán más del 50% de los pagos con el móvil y en 2020 será el método predominante.

Según el mismo informe de Mastercard, “una de las claves para el éxito de las nuevas formas de pago es garantizar a los consumidores que se mantienen, o incluso se incrementan, los mismos niveles de seguridadque en las transacciones físicas”. El miedo a que el simple contacto del teléfono con un TPV sirva para confirmar un pago, genera cierta desconfianza en los consumidores, por lo que se exigen mayores medidas de seguridad. “La constante innovación realizada en este campo, ha llevado a implantar soluciones biométricas que permiten identificar al individuo a través de su huella dactilar, el reconocimiento facial o incluso su ritmo cardiaco”.

De hecho, según el 64% estos métodos de pago son seguros y el 41,5% de los encuestados elegiría una solución biométrica a la hora de identificarse cuando paga con el móvil.

Los comentarios están cerrados.